1PCopa2018Destacado

Jokin Madina

Inseparable de su Citroën Saxo, Jokin debutó en el 2016 en el regional Vasco. Durante varios años se ha desplazado a Cantabria a correr el Rally Memorial Cristian López y el Rally Ribamontán al Mar – 1000 cruces. Es un piloto rápido que ha sacado una buena lección de la modalidad rallysprint: hay que ir a fondo desde los primeros 100 metros. Además ha sabido ser constante y escalar al primer escalón del podio en 4 de las 6 pruebas que conformaban la I Open Saxo Rally Cup, siendo el claro líder de la misma.

Jon Galparsoro

Debutó en el asiento derecho del Saxo de Jokin en el 2016 y desde entonces ha permanecido siempre a su derecha, salvo contadas excepciones. Siempre activo y con una buena actitud frente al resto de competidores, ha sabido demostrar su valía junto a Jokin y ser los claros ganadores de la I Open Saxo Rally Cup.

Su participación en la I Open Saxo Rally Cup

La temporada comenzaba en el XVI Rallye de Guriezo, destacando la similitud a las carreteras vascas en las que el equipo es habitual. En este rallye llegaron al primer escalón del podio después de dominar todos los tramos, salvo el primero, que les sirvió de toma de contacto. De esta manera, supieron adaptarse a todas las condiciones que brindó este rallye, puesto que comenzó en seco pero acabó con abundante agua en las carreteras.

Tras un estupendo comienzo de temporada, el equipo llegaba al II Rallye Valles Pasiegos con la intención de seguir marcando unos buenos cronos. Una vez más, supieron adaptarse a los difíciles tramos de este rallye y se adjudicaron 6 de los 8 posibles scratchs de la prueba. Esto les acomodaba en una primera plaza que les otorgaba unos valiosos puntos de cara a la clasificación general de la Copa.

Después de tan buen inicio de temporada el tándem Madina-Galparsoro llegaba con la moral alta y las intenciones de continuar con su racha de victorias al XII Rallye Cristian López, confiados y con ganas de apretar, dado su conocimiento del mismo al haberle corrido en diversas ocasiones. Sin embargo, su predominancia en este rallye no fue tan clara, puesto que todos los equipos iban con las mismas intenciones y la batalla se hizo presente desde el primer tramo con diferencias mínimas entre los tiempos de los equipos participantes, como ocurrió en el tercero, donde Daniel Moya, Antonio Helguera y Jokin Madina se separaron por centésimas entre ellos. Finalmente, y tras el abandono de Antonio Helguera, Jokin Madina y Jon Galparsoro volvían a repetir en lo más alto del podio.

La siguiente prueba disputada fue el II Rallysprint de Rudagüera, en la que Jokin contaba con Nagore Hidalgo a las notas en vez de su habitual copiloto. El rallysprint no comenzó muy bien para ellos, puesto que a escasos metros de la salida del primer tramo sufrían una salida de carretera sin consecuencias mecánicas pero que les restó más de cuatro minutos. En la segunda especial supieron recomponerse y marcar el mejor tiempo por delante de Alberto Cadelo y Borja López-Barrajón. Tras la pérdida de tiempo del primer tramo, era dudoso que pudiesen estar en podio, pero el azar jugaba una mala pasada a los equipos formados por Esteban Delgado y Hugo Rugama y José María Rivero y Rafael Ruiloba, ya que ambos sufrían averías mecánicas, lo que otorgaba finalmente la tercera plaza al tándem Madina-Hidalgo.

Llegaba la hora de enfrentarse a los participantes de la Copa en el 39 Rallye Blendio Santander Cantabria, prueba que se presentaba difícil para el equipo por la dureza de la misma y su desconocimiento de ella. De vuelta esta vez con su copiloto habitual, Jokin Madina volvía a presentarse como claro dominador de la carrera, al conseguir 5 de los 8 posibles scratch de la prueba. De esta manera escalaron de nuevo al primer cajón del podio, consiguiendo una diferencia total de un minuto sobre el segundo clasificado.

Jokin repetía con Nagore Hidalgo a la derecha en la última prueba puntuable para la Copa. El XVI Rallye Ribamotán al Mar se presentaba difícil. Aunque Jokin ya tenía en sus manos el campeonato, varios de sus compañeros en la copa estaban peleando por el subcampeonato. Esto se tradujo en una pugna que le arrebató el tiempo de cabeza en los tramos. Finalmente, no clasificó por un exceso de penalización en el penúltimo tramo cronometrado.